¡Que sea la última vez que vuelves a empezar!

lun, mar, miér y jue: 7:45 am a 2pm;
Miércoles: de 4:30 a 7:30pm;
Sábado: 9:30 am a 2pm

(55) • 5658 • 1558

Agenda una cita AQUÍ

Coyoacán, Ciudad de México.

anatomia

 

Las partes principales que componen a un calzado para correr son: la parte superior, también conocida como corte, upper o capellada, la entresuela encargada de la amortiguación y dirigir al pie en su movimiento. Por último, la suela que otorga durabilidad, tracción y junto con la entresuela de guiar al pie en su movimiento.

Las partes principales de un calzado para correr, son las encargadas de brindar al corredor comodidad y estabilidad a lo largo de los kilómetros.

Ahora vamos a explicar cada una de ellas y su importancia:

1.-Entresuela

Es la parte que se encuentra entre el corte superior y la suela, encargada de absorber el impacto con su sistema de amortiguación y apoyarnos en las tres fases: aterrizaje, transición y despegue.

Nos protege de la dureza de la superficie y proporciona estabilidad en cada zancada, evitando que  el impacto vaya directamente a otras partes del cuerpo como tobillos, rodillas, cadera y espalda.

Son varios los materiales que se utilizan para la amortiguación, los compuestos y tecnologías son parte de la identidad de cada marca.

En la imagen tenemos el modelo Ignite Ultimate de Puma, calzado con una entresuela de mayor altura que brinda mayor amortiguación y posee una configuración única que permite comprimirse durante el impacto y luego rebotar para aumentar al máximo el retorno de energía.

Dentro de la entresuela existe un concepto muy importante llamado Drop, es la diferencia de altura del perfil del talón y la parte delantera del pie.

Un drop bajo obliga a pisar con la parte media y delantera del pie, un drop alto es para aquellos corredores que acostumbran pisar con el talón.

Un drop alto es recomendado para corredores lentos y sin técnica de carrera, conforme van mejorando la técnica y el ritmo se puede ir bajando de drop.

2.-Parte superior (Upper)

La parte superior también conocida como upper, malla o capellada, es la parte que envuelve al pie por arriba y los lados. Ofreciendo protección y soporte, debe proporcionar el ajuste adecuado para que el pie no se mueva durante los entrenamientos, evitando puntos de presión y logrando confort todo el tiempo.

Una buena parte superior evita las rozaduras y aleja a las lesiones, también debe estar compuesto por materiales duraderos que eviten la aparición de roturas.

Las partes que componen a la parte superior son:

Lengüeta: cubre al empeine para evitar la presión al momento de atar los cordones.

Cordones: Se utilizan para ajustar a nuestra medida.

Refuerzos: son materiales distintos que brindan mayor ajuste en todo el pie.

Collar: es la parte que rodea al tobillo de material esponjoso, este material debe evitar las rozaduras y una presión excesiva.

Puntera: Es la parte que refuerza el área de los dedos.

Contrafuerte del talón: de material más rígido que brinda protección y evita que el talón se mueva excesivamente.

La parte superior de Ignite Ultimate cuenta con una malla equipada con tres capas para aumentar la transpirabilidad, un estampado de silicona en 3D para evitar que el talón resbale y material más rígido de la parte del talón que brinda soporte y protección.

3.-Suela

Es la parte que hace contacto con el terreno y proporciona la tracción de la pisada. Es la parte que se encarga de dar durabilidad y protección. Los materiales de las suelas deben ser durables, resistentes, para soportar la abrasión que produce el roce con el suelo y ser diseñados adecuadamente para otorgar la tracción que se requiere al correr.

En este ejemplo de Ignite Ultimate podemos apreciar las ranuras flexibles para recibir mayor energía y una línea de transición que imita el movimiento natural al andar y su tecnología ever Track para lograr una mayor durabilidad en las zonas de desgaste.

31 marzo, 2016 @ 5:13 pm No hay comentarios en Anatomía de un calzado para correr